Sobre el caso Panorama

Panorama

El domingo pasado, Rossana Cueva, directora del programa Panorama, hizo público que el Ministerio Público viene investigándola a ella y otros integrantes del espacio periodístico por “traición a la patria”. La procuraduria del Ministerio de Defensa ha precisado que la denuncia planteada por su despacho ante la Fiscalía es por “revelación de secretos”, cuestión que no hace menos grave un hecho, que, a todas luces, nunca debió ocurrir.

Hace algunos meses, Panorama emitió un reportaje en el que denunciaba presuntos malos manejos en el presupuesto que manejan las Fuerzas Armadas en el VRAEM, la zona más complicada del país en torno a la seguridad. Y frente al mismo – donde declararon voceros militares – ocurrió lo descrito por Augusto Álvarez Rodrich:

La acusación aduce que el reportaje contenía información secreta cuya revelación pone en riesgo la seguridad nacional al mostrar documentos de rendición de gastos con nombres de supuestos colaboradores que habrían recibido pagos por información, los cuales declararon voluntariamente a Panorama no haber dado información ni recibido pagos.

Si dicha información fuera ‘secreta’, el Ministerio de Defensa tendría que haberla resguardado de tal manera que nadie la pudiera conocer. El trabajo del periodismo, por el contrario, es dar a conocer información que sea de interés público, y la que reveló Panorama sin duda lo es, porque se está hablando de eventuales malos manejos de dinero del Estado.

Asimismo, en un pronunciamiento del Instituto Prensa y Sociedad, el abogado Roberto Pereira sostiene que la información debió ser clasificada como secreta antes de su difusión y, además, que no toda información vinculada con las Fuerzas Armadas debe ser calificada como secreta. Además, el tipo penal invocado solo corresponde a quienes deben cautelar dichas informaciones, no a periodistas.

Hay otros dos elementos que descartarían que esta denuncia fiscal prospere.

De un lado, porque es legítimo hacer un reportaje sobre presuntas irregularidades en la zona más caliente para la seguridad nacional, lo que no lesiona ninguna norma de Defensa ni, menos aún, vulnera secretos militares. Por el contrario, presuntos actos de corrupción son cuestiones que deben ser ventiladas, ocurra donde ocurra.

De otro lado, porque debió quedar atrás la época en la que hacer reportajes sobre las Fuerzas Armadas acarreaba algún tipo de represalia para el periodísta que lo esté haciendo. ¿O es que estamos de nuevo en los tiempos donde los periodistas eran amenazados, enjuiciados o insultados por meterse con temas castrenses?

Para complicar más las cosas, es público y notorio que ni el gobierno traga a Panorama, ni los responsables del mismo pasan al gobierno. El espacio de Panamericana ha servido para hacer denuncias importantes, pero también algunas que se han caído por falta de pruebas. Es notorio que existe un ánimo de demostrar que “Humala es Chávez y su esposa es Montesinos”, pero también resulta claro que, en ese afán, algunos de los reportajes de Panorama han carecido del rigor necesario para mostrar cuestiones incómodas para el gobierno de turno. Cuestión que, por cierto, no ocurre en el caso bajo comentario, donde se evidenciaba una conducta a todas luces sospechosa en el VRAEM.

Y, por supuesto, una denuncia como esta – frente a un informe que cumplía, claramente, con una buena praxis periodística – suena a venganza, lo que perjudica la imagen de un gobierno que, en términos generales, ha respetado la libertad de expresión a pesar que muchos lo han tratado como piñata.

Esperamos que la denuncia quede sin efecto en el Ministerio Público. Y que el Ministerio de Defensa explique que es lo que viene ocurriendo con el manejo de recursos en el VRAEM.

5 thoughts on “Sobre el caso Panorama

  1. Estimado Godoy:
    Finalmente alguien se pronuncia sobre este caso. Esto resulta cien veces más escandaloso que el asunto de Rafo León. Y más escandaloso porque se trata de dos periodistas que acusan una supuesta corruptela dentro del Ejército Peruano, pagando por “operaciones de inteligencia” que no habrían existido. Con nuestra plata se pagó por “operaciones de inteligencia” expresadas en compra de tuberías, facturas de bares, y con “informantes” que nunca lo fueron.
    Al mejor estilo 1998, el primer ministro avala que se denuncie a las dos periodistas por “traición a la patria” al haber lanzado una denuncia de corrupción en las filas militares. Y es más triste que los “periodistas palaciegos” -el Club de Fans de la Primera Dama- se hagan los locos, hablen sobre la garúa de Lima, y le pidan nuevos chistes a PPK antes de protestar por esta denuncia que mezcla el abuso y el amedrentamiento.
    “Panorama” no ha sido mi programa preferido. Ya sabemos que ha sido adversario del gobierno durante cinco años. Pero ello no puede servir para “justificar” o siquiera “explicar” este atropello, que parece repetir los peores rasgos de Nicolás de Bar y Vladimiro (¿recuerdan “Contrapunto” en 1997?). Esta denuncia de “traición” es tan absurda y payasesca que resulta indefendible, además de resaltar el triste rol de Pedro Cateriano y el Ministro de Defensa de amparar lo que parece ser una rabieta personal de la Primera Dama (de ella, sí, pues su esposo ha demostrado ser lo bastante insignificante y torpe para tomar decisiones como esta, aunque la “prensa palaciega” insista en mostrarnos como “estadista” a un triste y mediocre ex soldado).

    Me gusta

  2. Panorama ha acosado despiadadamente a la primera dama durante los 5 años de su gobierno. Parece que para terminar de acosarlos, ahora se victimiza. Igual que se ha investigado a todos los políticos acusados por ella, que ahora se sepa defender, sin armar todo un laberinto. Acaso un periodista no puede ser investigado. Recuerde que hace muy poco tiempo, una periodista pago a un delincuente para que se fugara del país.
    Se imagina la bulla que habría hecho el periodismo corrupto, se eso lo hubiera hecho Nadine o Toledo?
    La prensa investiga y difama al que no es su amiguito. Alguna vez Canal 5 ha dicho algo de los narcoindultos del #TioAlan? No confío en este canal después que editaron un video en el que quisieron beneficiar a keiko.
    El respeto se gana y este canal no trata toda la corrupción de igual manera!!

    Me gusta

  3. Señor Godoy, el delito es claro Rossana Cueva no debió presentar documentos en la pantalla, debió presentar el Informe en forma general sin dar detalles y decir que trasladaba la denuncia a la fiscalia, punto. Pero no por la angurria del rating que es dinero, publicó documentos secretos en forma amarillista. Nadie tiene corona en este pais, ni siquiera los perioidstas, me apena que usted al estilo de los otorongos del congreso apoye a una periodista que erró. Tan es delito que Cueva esta que mueve cielo y tierra para que la apoyen, porque está asustada y quiere presionar para que se desistan de la denuncia, y no sería raro que empiecen a presionar a PPK para que asi lo haga.

    Me gusta

Agregar un comentario

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Cambiar )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Cambiar )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Cambiar )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Cambiar )

Connecting to %s