LA PARTIDA DE TEJADA

Anoche, en Cuarto Poder, Sergio Tejada hizo pública su decisión para renunciar al Partido Nacionalista Peruano. Una noticia sobre la que se especulaba hace días, sobre todo, luego del fuego graneado que le envío su excompañero de bancada, Santiago Gastañadui, después que el parlamentario expresara sus reparos en torno a la Ley Laboral Juvenil.

Tejada ha señalado que su discrepancia ante la controvertida norma – cuya derogatoria es casi un hecho, considerando las posiciones de las bancadas al cierre de este post – es la principal razón para su salida. Y en las entrevistas que ha concedido queda claro que este hecho fue la cereza sobre el pastel sobre una situación de deterioro en la relación con el gobierno. Las medidas palabras del congresista han mostrado que la procesión – y las discrepancias internas – iban por dentro.

Lo ocurrido con Tejada es sintomático en torno al deterioro de las relaciones con su bancada. No estamos ante un parlamentario que provenía de las canteras de la izquierda (como Rosa Mavila o Javier Diez Canseco) y que se apartó por el viraje respecto del plan original. Tampoco ante lo ocurrido con los hoy integrantes de Dignidad y Democracia, quienes se sentían marginados por la entrega de presidencias de comisión y vocerías, así como por una creciente distancia con Palacio de Gobierno.

Tejada era miembro del Comité Ejecutivo Nacional del Partido Nacionalista. Es decir, parte de la parte más alta de la dirigencia de la agrupación. Recibió el encargo de hacerse cargo de la Megacomisión, una papa caliente para cualquier congresista debutante, que le costó denuncias, demandas judiciales para acotar la investigación parlamentaria y ataques personales y familiares. Estos últimos, por cierto, deben encontrarse dentro de las situaciones más bajas que hemos visto en la política peruana en varios años. Y el congresista asumió dichos costos, incluso con la puesta de perfil de su bancada en algunos momentos.

Además, Tejada es el único parlamentario del oficialismo que había intentado esbozar una idea respecto de lo que significaba el nacionalismo y era fundador del partido.

Tan es así que Daniel Abugattás ha señalado que están “ante un hecho doloroso que debe llamar a la reflexión”. Pero en esa onda no andan los demás miembros del gobierno, como Fredy Otárola, quien hablaba de un cálculo político por parte del excongresista.  Y de hecho, el Presidente de la República ha oscilado entre la amargura (“el joven congresista”) y la soberbia (“ojalá encuentre su camino”). Parece que no han entendido el mensaje.

Tejada no ha decidido su futuro político, tanto en lo que se refiere a su presentación a la reelección como congresista como respecto de su pase a otra tienda política. Algunos han especulado con una posible partida hacia un proyecto de izquierda. Sin embargo, hay un obstáculo: un sector no le perdona hasta ahora su abstención en la votación que decidió la suspensión de Javier Diez Canseco. En las entrevistas que ha tenido en la mañana, Tejada indicó que esta decisión era su forma de manifestar su desacuerdo con la decisión de su bancada, pero que hubiera sido mejor votar en contra.

Lo cierto es que Tejada seguirá en la línea fiscalizadora. Ayer en Diario 16 adelantó que enviará los documentos al Ministerio Público sobre el caso BTR respecto de Alan García y Jorge del Castillo. Tal vez el parlamentario calcula que, con un nuevo Fiscal de la Nación y con poca receptividad en el Congreso a sus informes, lo mejor sea remitir la información recopilada para impulsar los procesos judiciales que permitan aclarar la responsabilidad de ambos exfuncionarios, a quienes se acusa de encubrimiento y ocultamiento de pruebas.

Tejada es un congresista que puede tener un interesante futuro político. Y su salida ocasiona un golpe al oficialismo cuyas dimensiones aún no se han percatado en Palacio de Gobierno. Se piensa, desde la Presidencia de la República, que la lealtad es sinónimo de obsecuencia. Desafortunadamente, para la política peruana, no es el único líder que piensa así.

(Foto: La República)

Advertisements

6 thoughts on “LA PARTIDA DE TEJADA

  1. Es un calculador político mediocre. Se dejó utilizar por el Partido Nacionalista. Escuchar su frase le “encanta leer” a Marx pero que no es marxista, es una muestra de lo nulo que es, ya que leer Marx cualquiera lo hace, el asunto es saber si comprendió algo de Marx y le sirvió para conocer más de economía y desarrollarlo en su práctica política. Quedarse más de 3 años protegiendo un gobierno de la derecha dice mucho de su falsedad y encima votó contra Diez Canseco (que si hubiera sido elegido entonces ser el Pdte de la Megacomisión, García no se salvaba). Gracias a Tejada y los que le acompañaron, Alan García sigue “feliz y libre” intentando candidatear. Es un Incapaz que no denunció a tiempo las maniobras de la cónyugue de Ollanta y que fue hasta ayer su presidenta.
    Ojalá que ningún grupo lo acepte como integrante en el Congreso. El aprista expremier dice que ‘ciudadanos por el cambio’ lo propondría como candidato presidencial, afirmación estúpida ya que olvida que S. Lerner sueña con ello. Además el “Frente Amplio de Izquierda” no quiere a ninguno de los dos y dicha elección se hará por votación de todas las bases que la integran. Esa es la idea original.

    Me gusta

  2. Sergio Tejada no abandona los principios y programa nacionalistas de la Gran Transformación, que es el punto de unidad de todos los nacionalistas. El problema es que el gobierno de Ollanta Humala no respetó estos principios, así como no permite la democracia interna en el Partido Nacionalista. Hay que felicitar a la juventud por su triunfo en derogar la ley de régimen laboral juvenil que divide una vez más a la masa trabajadora. Estamos porque haya una sola ley del régimen laboral que unifique a todos los trabajadores del Perú y no dividirlo por sectores. Todos los gobiernos últimos han buscado aplicar estas normas neoliberales pero con la juventud conciente peruana han despertado la concientización de toda la clase trabajadora nacional. Es una crítica a todos los partidos existentes y protectores del statu quo impuesto por los intereses neoliberales y que presagian la reconstruccion de la democracia del pueblo peruano contraria a la de los defensores y cómplices del neoliberalismo en el Perú. En esta anueva apuesta por el cambio en democracia Sergio Tejada jugará un rol especial. Y como dicen que Dios es peruano deseamos que se de el cambio desde abajo y no desde las cúpulas políticas.

    Me gusta

  3. Sr. Daniel H. Domenack el seudo nacionalista Sergio Tejada abandona el barco antes que se hunda. Hace tiempo que el propio padre de Ollanta lo denunció no solo de traidor sino de incapaz. ¿Cómo es posible que Tejada tardará más de 3 años para darse cuenta que desde el primer día se iban por la senda del neoliberalismo?. De ahí el gran ejemplo de Javier Diez Canseco que denunció la traición antes que ninguno de sus integrantes.
    Tejada pasará como pasaron tantos incapaces.
    Ojalá que la Juventud que comienza a ver nuevas rutas siga por el camino de la democracia comunitaria e integracionista de América Latina y vean en Evo Morales y Rafael Correa que es posible nacionalizar todas nuestras riquezas sin perder la inversión exterior.

    Me gusta

  4. Un Si y un NO.
    SI estoy de acuerdo con Tejada en el sentido de que no se es fiel al amo, sino a principios.
    NO estoy de acuerdo con Tejada porque recién reacciona después de 4 años de apañar a un mentiroso y traidor a su pueblo, ¿recién se da cuenta que no tenia nada que hacer en Gana Perú? Ojalá haya aprendido la lección, porque el pueblo no pasará desapercibido esta jugada.

    Me gusta

Agregar un comentario

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Cambiar )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out /  Cambiar )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Cambiar )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Cambiar )

Connecting to %s