LA JUGADA DE YEHUDE

El fin de semana, Yehude Simon hizo pública su jugada política para permanecer en el elenco estable de la política peruana: aliarse en serio con el APRA. El coqueteo comenzó con su aparición en las celebraciones del Día de la Fraternidad, para luego, en RPP, pasar a un nivel de sofisticación mayor: una junta electoral que uniría a apristas, “izquierdistas modernos” y el Partido Humanista. Claro, Yehude piensa que él puede encabezar dicha “santa alianza”.

Lo único que ha conseguido Yehude hasta ahora son dos cosas. La primera, unir a toda la izquierda, pero en torno a rechazar su propuesta. Tanto radicales como moderados le han expresado, en tonos relativamente cordiales, varias cosas a Simon: 1. Que con un gobierno desgastado, ni a la esquina, 2. que el APRA se ha derechizado tanto que hasta una alianza (imposible) con el PPC sería más factible, 3. que tienen dos proyectos propios – la alianza de los humalistas con los radicales y Fuerza Social agrupando a los moderados con partidos regionales – por los que quieren apostar y 4. que, al poner todas sus fichas en el padrinazgo de Alan García, ha dejado oficialmente de ser de los suyos.

Lo mismo ha ocurrido con analistas más proclives a la zurda. Carlos Reyna le ha recordado al Premier que Alfonso Barrantes coqueteó durante casi todo el Aprocalipsis con García para una alianza y que, al final, ello fue uno de los factores que mató la precaria unidad de la izquierda, sin que Barrantes obtuviera nada de la amistad presidencial. Y César Hildebrandt le ha recordado que el Partido Humanista, para todo fin práctico, es un membrete (y yo añado, tan igual como Renovación y Orden, las agrupaciones con las que Rafael Rey y Ántero Flores – Araoz intentan tener presencia política nacional).

Pero lo que si ha conseguido Yehude es que en el APRA, por lo menos, comiencen a mirar con algo de interés su propuesta. Mauricio Mulder dijo hoy:

“No soy pesimista ni optimista, en política todo es posible. Aunque me parece prematura la propuesta. Falta definir que movimientos políticos van a tener fuerza y eso se hará notorio a partir de las municipales y regionales del próximo año”, añadió.

Asimismo, sostuvo que en los próximos años el escenario político se va a ha trasladar desde Lima a las provincias ya que existen pequeños grupos que se fortalecerán a partir de sus victorias en las regionales.

El también secretario general del APRA aclaró que la izquierda a la que se refiere Simon no está representada en agrupaciones como Patria Roja o la Confederación General de Trabajadores en el Perú (CGTP) sino en la izquierda de las regiones que el premier encabeza.

Pero estas movidas, no lo olvidemos, se dan en un momento en que Simon pide chepa. Comenta Augusto Álvarez Rodrich:

Quizá el más importante sea el papel difuso de su gestión. No se perciben iniciativas suyas con impacto notorio, y eso lo perfila como un simple administrador al que le han encargado algunos asuntos del gobierno pero ninguno muy significativo.

Más allá de lanzar un plan anticorrupción mellado por el escándalo en la elección del contralor, no se siente la mano de Simon –ni sus convicciones– en el gobierno.

Es cierto que esto es difícil de lograr con un presidente que siempre busca ser el único centro de atención, pero, hasta el momento, el papel de Simon está difuminado. Su enganche con Alan García no parece fluido. Las expresiones contradictorias entre ambos son demasiado frecuentes.

Asimismo, su relación con el Apra no ha sido, como era de esperarse, sencilla. Los cabes de los compañeros han sido frecuentes y marcados por la actitud de ‘tú no eres de los nuestros así que, si no quieres problemas, amóldate’.

Se lo hicieron notar hace un mes cuando Simon soltó el comentario de que “al Apra le falta más unidad para trabajar en función del gobierno” y le saltaron a la yugular Aurelio Pastor, Nidia Vílchez y Cabanillas. Los apristas son buenos para trompearse entre ellos, pero mejores para unirse ante la ‘amenaza externa’. En este contexto, el lanzamiento hecho por Simon de una eventual alianza electoral del Apra con la ‘izquierda madura’ –¿él mismo?– se ve forzado e inviable.

O quizás sea la ultima jugada antes de que Mercedes Cabanillas lo reemplace.

0 thoughts on “LA JUGADA DE YEHUDE

  1. Asi es en el Peru, no olvidar que nuestro pais tiene la mentalidad de hace 100 años, se aliaran para conseguir ganar las elecciones, es que no hay chamba , si no salen electos que harian, profesores, se moririan de hambre con e sueldo de mil lucas, medicos tampoco, estan en huelga por las aetas, abogados mucha conpetencia, solo les quedaria se ambulantes, pero que roche, eso no es para ellos, si hasta los gringos trabajaron desde abajo y ahora son lo que son. por no tener verguenza de trabajar.

    Me gusta

  2. Ok… quien les habla es integrante del Partido Descentralista Fuerza Social, el cual es el único partido con tres presidencias regionales de las cuales felizmente van bien (no me gusta el cherry, pero al César lo que es del César). Supongo que a nosotros se nos cataloga de “izquierda moderna”… si es asi… ¿por que querría aliarme con gente que durante todo su gobierno nos tildó de caviares, perros del hortelano o buitres del siglo XXI?… si no somos esa izquierda que busca… ¿por que Yehude no habla claro?

    Por mi parte no me gustaría aliarme con gente que ayuda a gente cuestionada por corrupción. Ya este blog dio un post que prácticamente era un compendio sobre todos los casos de este gobierno… y son muchos.

    Yo me metí al PDFS porque encontré gente honrada en sus filas. En caso de que encuentre alguna mancha entre sus integrantes les haré llegar mi rechazo y mi opinión crítica al respecto para que esta persona sea sancionada. No creo posible aliarme con una persona que cree que “hay que pasar la página de los petroaudios” porque eso es un flaco compromiso en materia de la lucha contra la corrupción.

    Yehude nos defraudó. Lo mejor que puede hacer por el país es impulsar aquello que ha hecho bien en el Gobierno Regional de Lambayeque: abrir puentes para el díalogo, la resolución de conflictos y la promoción de la descentralización… parece que se olvidó de ese método de gobernar para convertirse en escudero y de pieza estratégica del Apra para captar votos de donde no puede sacar.

    Me gusta

Agregar un comentario

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Cambiar )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Cambiar )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Cambiar )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Cambiar )

Connecting to %s