EL DOSSIER MEXICANO DEL PETROGATE

Para que no nos perdamos en esta historia de faenones, démosle un órden cronológico, de acuerdo con los posts publicados en Desde el Tercer Piso sobre esta arista de investigación.

1. Viva México – Primera Parte: ¿Qué tienen en común los petroaudios, Rómulo León Alegría, Luciana León, Yngrid Yrivarren, Rómulo León Romero y Carlos Slim, el segundo hombre más rico del mundo? Pues una empresa de distribución de celulares llamada Clatel y un evento artístico – empresarial llamado Viva México. Este fue el primer indicio de que el Petrogate sonaba a ranchera. (Colaboración con el Utero de Marita, 12 de octubre de 2008)

2. Habló Luciana: Luego del rebote mediático del primer reportaje, Luciana León da sus descargos sobre el caso Clatel. A las pocas horas, Marco Sifuentes encuentra a Rómulo León Romero y tiene por respuesta el silencio. (15 de octubre de 2008)

3. Viva México: Aztecas en el Callao: Si en la primera parte conocimos las relaciones mexicanas de la familia León, esta vez vimos los vínculos de Hernán Garrido Lecca, ex Ministro de Vivienda y Salud de este gobierno, con un importante grupo empresarial mexicano. Alguien que antes de ser ministro trabajó para la multimillonaria corporación mexicana Salinas. Un ministro que luego de llegar al gobierno se convirtió en socio de la corporación. Un cuestionada corporación que, finalmente, abrió un banco en el Perú. (Colaboración con el Utero de Marita, 18 de octubre de 2008)

4. Petrogate: La Nueva Conexión Mexicana: Mails entre Fortunato Canaán y Mario Diaz Lugo confirman el interés de ambos en el negocio petrolero y las posibilidades de que participe una empresa subsidiaria de la petrolera estatal mexicana Pemex. Luego se sabría que Diaz Lugo era director de dicha empresa. (25 de octubre de 2008)

5. Cemex, los mails y Garrido Lecca: Luego de que Cecilia Valenzuela desmintiera la veracidad de algunos correos electrónicos enviados supuestamente por Jaime Carbajal y Hernán Garrido Lecca, contamos la historia de la sospechosa y cuestionada rebaja de aranceles para el cemento, que encendió una guerra empresarial peruano – mexicana y una serie de suspicacias, a partir de lo sostenido por los economistas Giovanna Aguilar, Daniel Córdova y Humberto Campodónico. (28 de octubre de 2008)

6. Las conexiones mexicanas de Rómulo León: En una cadena de correos enviada a su hija Luciana, Rómulo León Alegría le enumera a Fortunato Canaán todos los negocios mexicanos a los que habría hecho lobby: cemento, celulares, petróleo, alimentos. Un correo que quiso ser desmentido, pero que la Fiscalía ratificó su veracidad. (28 de octubre de 2008)

7. Diaz Lugo y San Marcos: las otras pistas del Petrogate: Los informes de la Comisión Investigadora del Congreso echan más luces sobre Mario Diaz Lugo, el socio mexicano de Discover Petróleum. No solo era un ex director de Pemex, sino que también hizo contratos con Canaán para repartirse lobbies y comisiones, además de mandar cartas a funcionarios públicos a nombre de la empresa petrolera noruega. (13 de enero de 2009)

8. Los nuevos petroaudios y Carlos Slim: A partir de los petroaudios presentados por Pablo O’Brien, conocemos un posible negocio en el que Rómulo León Alegría estaría involucrado con Carlos Slim. Y otros elementos nos permiten recomponer la relación entre ambos personajes.  (28 de enero de 2009)

9. Petrogate: todos los caminos conducen a México: Gustavo Gorriti encuentra un correo electrónico enviado por Fortunato Canaán a Francisco Garza, uno de los principales directivos de Cemex. Todo indica que Garza fue el contacto inicial entre Canaán y Diaz Lugo. Y ello nos permite reconstruir todo el caso. (29 de enero de 2009).

Y la ranchera aun tiene para rato.

Advertisements

LA SENTENCIA EN EL CASO INDALECIO POMATANTA

Padres de Indalencio Pomatanta en audiencia CVR

Los señores de la foto se llaman Francisco Pomatanta y Rosa Albarrán. Asistieron a la Comisión de la Verdad y Reconciliación para dar a conocer el caso de su hijo Indalecio, víctima de uno de los crímenes más atroces del conflicto armado interno. El resumen del caso, vía el Instituto de Defensa Legal:

Aproximadamente a las 05:30 de la mañana del 2 de abril de 1995, la patrulla “Aries” ingresó al domicilio de la familia Pomatanta Albarrán para Interrogar a Indalecio Pomatanta (17). Luego de esto, los efectivos le rosearon tres galones de gasolina por todo el cuerpo y le prendieron fuego; en el momento de los hechos criminales se encontraban presentes el entonces ex – comandante de la Base de San Alejandro, Andrés Egocheaga Salazar, el Teniente Primero Jorge Luís Rabanal Calderón, y los miembros de la patrulla José Spencer Guido Dávalos, Pedro Rodríguez Rivera y Mario Peña Ramírez.

Apenas concluido el crimen, el Comandante de la Base ordenó inmediatamente el retiro de toda la patrulla sin prestar ningún tipo de ayuda, además se ordenó el bloqueo de la carretera Federico Basadre, para asegurar que la víctima no reciba el auxilio médico correspondiente.

Indalecio Pomatanta ingresó al Hospital Regional de Pucallpa en la tarde del mismo día, fue internado en el pabellón de quemados, donde permaneció cuatro días con vida; durante los cuales mantuvo plena conciencia y pudo ofrecer una entrevista televisiva, denunciando a los responsables del crimen. El 6 de abril, Pomatanta Albarrán falleció producto de las graves quemaduras que cubrían el 65% de su cuerpo.

Esta tarde se emitió la sentencia: se condenó a Andrés Egoachaga Salazar a 20 años de prisión, tres procesados fueron absueltos y permanece prófugo el procesado Guido Dávalos.

Yo me pregunto, si la persona que comandó la patrulla fue sentenciada por tan excecrable crímen, ¿porque no lo fueron sus cómplices?

La Fiscalía ha apelado la sentencia, por considerar que la Sala Penal Nacional no ha ponderado bien las pruebas. Y en las imágenes de Canal N, mientras dictaban la sentencia, se veía don Francisco y doña Rosa llorando porque consideraron que no alcanzaron justicia completa.

Sin duda, el camino para conseguir justicia en el Perú sigue siendo duro y tortuoso. Sobre todo, para personas como don Francisco y doña Rosa, que se encuentran entre los invisibles en nuestro propio país.

NOTA: Para quienes vieron un anterior post sobre el tema, el mismo se basaba en una noticia de la web de La República que se anticipó erróneamente a la sentencia. Pedimos disculpas por el error y le recomendamos a los chicos de La República mayor cuidado en su página web.

CAIN, ABEL Y EL FAENON DEL GAS

Abel Salinas. Ex Ministro de Energía y Minas, del Interior y de Economía del primer gobierno de Alan García (remember los paquetazos). Ex candidato presidencial del APRA en el 2000. Y, ojo con el dato, actualmente es Director del Banco Central de Reserva del Perú, es decir, uno de los 7 funcionarios que decide la política monetaria del país.

Bueno, don Abel – a quien todos los programas cómicos de los 80s apodaban “Caín” – ya había sido protagonista de un anterior petroaudio, en el que Rómulo le comentaba sobre el tema de hospitales y la intervención de la OEI en este tema. Claro, Salinas negó cualquier participación en un tema ilegal, cuestión que podía sostener… hasta hace unas horas.

Hoy Pablo O’Brien publica su primera investigación derivada de los nuevos petroaudios: una empresa de amigos de Rómulo León Alegría ganó un proceso para transportar gas por el litoral de modo irregular. La empresa en cuestión se llama Chartchil LTD/Seases S:A. /Agencia Marítima Naviera Marking S.A. Y el rol de Salinas fue el siguiente:

De acuerdo a la información contenida en las grabaciones, Eric Stucchi, Gerente General de la Agencia Naviera y Marítiima Marking SA; y los hermanos Pedro y Germán Reátegui, representantes para Stucchi y José Cassina, uno de los dueñosde Seases y propietario y jefe del departamento de contratos de la empresa chilena Sociedad Marítima Chartchill Ltda, buscaron a León Alegría y a Salinas para que les dieran una manito.

Al parecer, los costos de este consorcio eran más altos que los de su competencia. Por tanto, eran permanente dejados de lado en los concursos a los que se presentaban. Dada esta situación, habrían recurrido a Salinas y León Alegría para que con sus conocimientos e influencias los ayudaran a hacerse con el transporte de gas en el litoral nacional.

A su vez, la dupla habría encontrado en el gerente general de Petroperú, Miguel Celi, la palanca necesaria para favorecer a Chartchil-Sease-Marking.

El tema es que, además de las presiones, de acuerdo a lo indicado por el periodista en su investigación, el negocio hubiera sido perjudicial para la empresa petrolera estatal. De hecho, una vez conocidos los petroaudios – en su primera tanda -, el contrato fue anulado. Ya se habían generado deudas importantes en contra de Petroperú.

Abel Salinas ha procurado desmentir su participación en este entuerto, pero las Conversaciones 17, 24, 32, 60 y 66 (en esta última, ojo, se habla de sobres de dinero) describen el faenón y dejan mal parado al ex ministro aprista.

Solo me queda recordar lo que dice la Ley Orgánica del Banco Central de Reserva:

Los Directores sólo pueden ser removidos por la comisión de delito o de falta grave.

El acuerdo de remoción debe ser adoptado por una mayoría de dos tercios del número legal de legisladores y ser necesariamente precedido por una investigación, dentro de la cual se otorgue al Director un plazo no menor de diez días para presentar sus descargos y la facultad de realizar su defensa oral ante el pleno del Poder Legislativo.

Señores del Congreso, por una vez en su vida, hagan su chamba.

MAS SOBRE EL TEMA:

Archivo de DTP: El gas mexicano de Rómulo León y todo sobre Mario Diaz Lugo

PETROGATE: TODOS LOS CAMINOS CONDUCEN A MEXICO

A estas alturas, no resulta ser una casualidad que las pistas de investigación del Petrogate – aunque parece que el prefijo “petro” ya va quedando grande a lo que parece ser una lista de negocios mayor que la de Dionisio Romero – conduzcan hacia México.

Dos de los protagonistas de la historia, Rómulo León Alegría y Hernán Garrido Lecca, tienen conexiones con empresarios mexicanos. Otro de los personajes del faenón es mexicano: Mario Diaz Lugo, ex director de la empresa petrolera estatal Pemex, cuya voz es escuchada en la Conversación 44 de la “colección O’Brien” y es mencionado en otras. Y los periodistas que han venido siguiendo el caso han coincidido en que el espionaje político – industrial tenía como principal foco negocios mexicanos vinculados al cemento, los celulares, la banca y el petróleo.

Hoy, en su columna en Caretas, Gustavo Gorriti aporta una importante prueba que cierra el círculo mexicano. Citamos la historia desconocida hasta hoy, y contada a partir de uno de los correos electrónicos cursados entre los protagonistas del mayor caso de corrupción de este gobierno:

En mayo de 2008, Fortunato Canaán envió, desde su gmail, un correo electrónico a Francisco Garza, el muy alto ejecutivo de Cemex.

Es un mail de queja. “Me encuentro en la obligación” escribe Canaán a su ‘estimado Francisco’, “de enviarte esta carta para informarte acerca de ciertos y más bien extraños y desagradables eventos…”.

Canaán se refiere a lo que ocurre en el “proyecto Perupetro y el otorgamiento a Discover Petroleum de ciertos lotes” para explorar y explotar petróleo y gas en el Perú.

El empresario dominicano de la visitada suite en el Hotel Country afirma que el ingreso de Petromarker y Discover Petroleum se realizó de común acuerdo con Garza, de Cemex. Pero, añade, tiene que “poner en conocimiento de las dificultades *(sic) que estamos encontrando con tu representante y mi socio, Ing. Mario Díaz Lugo”.

“Al final de Diciembre, 2007 (sic)” continúa Canaán, “me pediste que nos contactemos con el Ing. Mario Díaz Lugo, como tu representante y de Jostein (Kjerstad) … Debido a mis contactos en Perú (yo he venido manejando tus proyectos de ingeniería civil importantes por dieciocho meses) y por mi experiencia en la exploración de hidrocarburos, vimos una muy buena oportunidad para unir esfuerzos…”.

Como representante de Garza, escribe Canaán en su correo electrónico, tuvo la mayor carga de trabajo, pero, añade, “gracias a mis muchos muy buenos contactos, especialmente con Jorge del Castillo y el Presidente Alan García fui capaz de organizar varias reuniones con los más altos líderes en materia de hidrocarburos en Perú”.

Sigue una larga relación de las gestiones de Canaán ante, sobre todo, Perupetro, “que concluyó”, escribe, “quedando solamente pendiente recibir las cartas de intención para Discover, en otras palabras, la parte más difícil había sido completada”.

Luego, lamenta Canaán, “las dificultades comenzaron a surgir”. “Después de celebrar nuestro éxito con Champagne (sic) durante la cena en mi suite y felicitarnos por el gran futuro, los días pasaron y no escuché más de Mario (Díaz Lugo) y, de repente, sin saber por qué, Mario, mi socio en este proyecto (con tu aprobación), rompió nuestros acuerdos, dejándome de lado y actuando directamente en tu nombre en Perú”.

Canaán también se queja de Rómulo León, “que ahora quiso hacerla de Pepe el vivo y (…) quien ahora ha empezado, a través de Mario, a representar a Discover detrás de escenas (sic) no le puedo perdonar esto. Por más que tú quieras protegerlo yo no lo aguanto más”. El mensaje termina solicitándole a Garza una reunión urgente, para arreglar el asunto.

Es decir que, en los momentos previos al “faenón”, Canaán había sido puesto de lado, y eso le ardía como los diablos.

Reconstruyamos las historias.

De un lado, el negocio cementero. Una importante cementera peruana puso una fábrica en el sur de Estados Unidos para competir directamente con Cemex. Como devolviendo el golpe, Cemex ingresa al mercado peruano, de modo coincidente con una rebaja de aranceles cuestionada por economistas de distintas tendencias. Varios achacan la rebaja de aranceles, firmada por Alan García y Luis Carranza, a Hernán Garrido Lecca. Ese fue el momento en que se habrían activado las antenas chuponeadoras.

De otro lado, Fortunato Canaán estaba buscando hacer negocios en el Perú. Comenzó por el tema de infraestructura, sobre todo en hospitales, pero bajo un modus operandi notorio: vincularse con los políticos más importantes del país. Primero, a través de Peggy Cabral, importante miembro de un partido dominicano cercano al APRA y, posteriormente, ya bajo contrato, con Rómulo León Alegría, quien tenía los contactos políticos y, a la vez, ya tenía contactos mexicanos con Carlos Slim y otras empresas, según apuntan todos los indicios.

A finales de 2007, las historias se cruzan. Garza, el número 2 de la corporación Cemex y socio de Canaán en varios negocios, le indica al dominicano que incursione en el negocio petrolero en el Perú. Para ello lo pone en contacto con Diaz Lugo. Es allí donde se produce el encuentro en Madrid, en diciembre de 2007. En febrero de 2008, ambos personajes firman un contrato privado para repartirse las ganancias y los lobbies. Rómulo entraba al negocio como el facilitador ante las autoridades peruanas. Allí es donde entran Alberto Quimper, Daniel Saba y César Gutiérrez. Las conversaciones Quimper – León fueron las más chuponeadas, debido a que usaron sus teléfonos fijos y celulares. 

Paralelamente, Canaán y Rómulo insistían con el tema de hospitales, sobre todo, ante Hernán Garrido Lecca y Jorge del Castillo.

En mayo de 2008, la relación se rompe de mala manera. Coinciden, a mi modo de ver, dos factores. De un lado, el conocimiento del Presidente de la República del chuponeo y de las reuniones de sus ministros con Canaán. Carajeada mediante, los apristas rompieron los tratos con el dominicano. Del otro lado, Rómulo “hizo click” con Diaz Lugo y los noruegos, dejaron de lado a Canáan y el faenón llegó a buen puerto en septiembre. A las pocas semanas, estallaría el escándalo.

Como vemos, entre marineras y rancheras, esta historia va quedando aun más clara.

LOS NUEVOS PETROAUDIOS Y CARLOS SLIM

http://vimeo.com/moogaloop.swf?clip_id=2985853&server=vimeo.com&show_title=0&show_byline=1&show_portrait=0&color=ff9933&fullscreen=1

Anoche, los periodistas Pablo O’Brien y Marco Sifuentes presentaron 82 nuevos audios interceptados vinculados al escándalo del Petrogate.  Los audios, según lo señalado por el propio O’Brien, no constituyen la prueba de nuevos “faenones”, pero si pueden servir para ir comprobando varias de las líneas de investigación que se han ido desarrollando en el Poder Judicial, el Congreso de la República, la prensa y los blogs. En cristiano, para saber hasta donde se extendieron las redes.

Hoy desarrollamos una de ellas.

Uno de los audios que más me llamó la atención es la Conversación 34, sostenida por Rómulo León Alegría y un personaje de apellido López. El interlocutor de Rómulo se encuentra en Madrid y sostiene el siguiente diálogo (los resaltados son nuestros):

R: ¿Qué novedades?
L: Pues, mira, recién me he desembarcado de Madrid. Llegué ayer y hay un proyecto buenísimo, que me dicen que hable contigo.
R: ¿Sobre qué?
L: Mejor personalmente sí. Es muy bueno y me dijeron que eras tú…
R: ¿Que yo? ¿Y cómo así? ¿Saben mi nombre?
L: Sí, sí, son todos gente muy conocida tuya y dicen que tú eres el que puede llevar eso y digo bueno voy a hablar con él.
R: Curioso, ¡ah! ¿Quién podrá ser en Madrid, tan lejos?
L: Bueno, son gentes todos conocidos. Son de Perú, también.
R: ¿Vinculada a qué tema?
L: Te lo digo mejor por teléfono, ¿no? ¿OK?
R: No. El tema nomás ¿Vinculado a qué?
L: Es de Slim. El de Claro…
R: El de México… Bueno, pues, encantado…
L: Yo digo. Bueno, yo hablo con él y les diré lo que él piensa. ¿Ok?
R: Muy bien.
L: ¿Cuándo te puedo ver? ¿La semana que viene?
R: Hablemos, pues, el día martes y ahí nos ponemos de acuerdo.
L: El martes 22… Perfecto. Te llamo por la mañana y ya te digo es un tema de 100 millones de dólares
R: ¡Carajo! Ya, muy bien.
L: Y a ver si todo lo que me han dicho es verdad. Me han dicho que yo tengo total acceso a él, me dicen. Ya lo sabemos, por eso acudimos a ti, pues. Digo, tengo que hablar con él, para ver qué es lo que él piensa, y piensan que tú eres el hombre clave, pues, vamos a ver…
R: Vamos a ver si es cierto
L: Vamos a ver.
R: OK. Listo. Nos hablamos, entonces.

Como vemos, el interlocutor de Rómulo le propone negocios con peruanos afincados en Madrid, en los que sería parte el empresario mexicano Carlos Slim, considerado el segundo hombre más rico del mundo, propietario de la empresa de telefonía Claro y, recientemente, nuevo accionista de The New York Times.

No es la primera vez que se vincula a León Alegría con Slim. Hace algunos meses, Marco Sifuentes, Jonathan Castro y este blogger presentaron un reportaje sobre la empresa Clatel, distribuidora de celulares Claro. La misma fue constituida por Yngrid Yrivarren, ex pareja de Rómulo y amiga del millonario mexicano, y Rómulo León Romero, su hijo. También intervino como directora, antes de que fuera congresista, Luciana León Romero.  Posteriormente, la empresa tuvo un aumento de capital y entró al directorio Oscar de León Montemayor, un hombre de confianza de Carlos Slim.

Un segundo elemento fue un correo escrito por León Alegría a Fortunato Canaán el 14 de mayo de 2008, en el que dan por concluida su relación comercial. Este correo, contenido en una cadena de mails enviada a Luciana León, tiene como párrafo más saltante, el siguiente:

Ahora, me dices que refieres al tema petrolero. Espero que el lunes me aclares el asunto , pero desde ya te digo que jamás moví un dedo contra tí frente a Mario (Díaz Lugo, socio mexicano de Discover Petroleum, nota de DTP) y Jostein (Kjerstad, presidente de Discover Petroleum, nota de DTP) o hice algo que signifique perjudicar sus intereses con relación a ellos evitándote o disminuyendo la participación. De ninguna manera, Fortunato, yo he trabajado para ti, para Cemex, para Claro, para Telmex, para Xignux, para Fortluck, para Pemex. ¿Cres que podría traicionar a mis grandes amigos y aliados estratégicos de México por un par de millones? No me conoces. Soy yo el que los ha hecho ingresar a la cúpula gubernamental, el que los ha hecho tratar directamente con el Presidente y sus Ministros. No me parece que ahora que ya tienes salida directa yo sienta que me quieres hacer a un lado.

Luciana León ha intentado desvirtuar la veracidad de este correo, pero, como lo señalaron Rosa María Palacios y el fiscal Oscar Zevallos, el mismo resultó siendo verdadero.

Y el tercer elemento lo tuvimos ayer. En la Conversación 12, que tiene que ver con un tema relativamente anecdótico, el periodista y analista Alfredo Barnechea y Rómulo León conversan sobre una serie de mesas descentralizadas sobre distintos temas. Veamos la parte pertinente de la conversación (Ojo, la transcripción original atribuía a RLA palabras dichas por Barnechea. Correcciones hechas luego de escuchar el audio):

AB.- Bien, oye, estoy saliendo para Madrid esta noche, y para Sevilla. Pero vuelvo el sábado, pero estoy interesado… Yo no he hablado con Ingrid pero estoy interesado en cuadrar eso hermano porque ya estamos a principios de febrero
RLA.- Yo ya hable con ella, ah.
AB.- Y hablar sobre el tema ella esta interesada.
RLA.- Sí, sí. Ha sido interesante, incluso hemos ampliado a una mesa entre la esposa y Pilar. En fin, ya han salido como tres o cuatro mesas a partir de tu idea original.
AB.- ¡Puta! ¡Ya la cagaste, pues, huevón! Porque entonces, ya no…
RLA.- Son mesas descentralizadas, una de cultura con Fuentes y Vargas Llosa en Trujillo. Son cosas distintas, hermano. No tiene nada que ver con lo tuyo, lo tuyo es una mesa principal en Lima.
AB.- Puta… ya me cagaste, huevón
RLA.- ¿Por qué?
AB.- Porque yo quería estar en la mesa, pues, Fuentes, Slim y Felipe
RLA.- Hermano, esa es tu mesa. No, tu mesa no es Fuentes, pues. Tu mesa es Slim y Felipe.
AB.- Ya, pero, hermano, ya empezaste a desvariar, pues, huevón.
RLA.- Eso ha sido idea de ella, hermano. Está bien.
AB.- Vargas llosa no va a ir, porque no está en Lima.
RLA.- Hermano, esas son sus ideas. No sabemos si se plasmará o no en realidad. La tuya es la que hay que plasmar, nada más. Lo otro son sus ideas y está bien, pues, hermano. Si viene la esposa del primer… del Presidente y habla con Pilar, una mesa pues. Si viene Fuentes y Vargas Llosa, otra mesa y esa se hace en Trujillo. La otra se hace en Arequipa, la otra la hace en… Esa es su idea, pues, hermano. La chica apunta alto. La tuya es en Lima que es la central.
AB.- Sí, pero escúchame… pero el problema es este hermano: el problema es cómo apuntamos si eso se hace o no.
RLA.- Porque ella tiene que hacer las gestiones con el Gordito (Carlos).
AB.- ¿Ella las va a hacer?
RLA.- ¡Claro!, ella lo tiene que hablar con Carlos. Yo le dije que tú le ibas a dar una ayuda memoria sobre los contenidos y…
AB.- No, eso no. Eso después. Eso, pero a ver si Slim quiere aceptar o no,
RLA.- Pero me pidió una ayuda memoria para tener argumento de protección.

De lo que se desprende de dicha conversación, se trata de un evento en el que Barnechea quiere participar y que es promovido por Yrrivarren y Slim. Rómulo sería el contacto para asegurar su presencia en la mesa.

Todo ello nos indica que hay aún mucho por investigar en la relación entre Rómulo León Alegría y Carlos Slim, sobre todo en los siguientes aspectos: 1. ¿Cuál es el vínculo real entre ambos?, 2. ¿Rómulo León Alegría intervino como gestor de negocios de Slim?, 3. ¿Cómo han venido operando los negocios mexicanos en el Perú? (Esta última pregunta, sobre todo, es la fundamental, tal como se han venido estableciendo varios negocios aztecas en el Perú).

Esta es una ranchera que aun no llega a su final.

MAS SOBRE EL TEMA:

El Blog del Morsa: Privacidad e interés público

Marco Sifuentes: Proyecto que sanciona difusión de chuponeos no pasará

Pablo O’Brien: Nuevos audios muestran extensión de la corrupción

Jacqueline Fowks: Suena extraña explicación de O’Brien

ROSA MARIA PALACIOS Y EL PETROGATE

Colaboración entre La Habitación de Henry Spencer y Desde el Tercer Piso.

Rosa María Palacios conversa con nosotros acerca de los ataques del diario La Razón, el espionaje telefónico y el Petrogate, así como de la relación que tiene el gobierno con la prensa crítica e independiente. Esta conversación, realizada horas antes que se dieran a conocer los nuevos petroaudios, nos da el marco general de lo descubierto hasta el momento. Una entrevista picante en el inicio del Año del Búfalo.

Entrevista: José Alejandro Godoy

Cámara y Edición: Luis Carlos Burneo