DESAPARICIONES EN AYACUCHO, OTRA VEZ

Cuando parecía que estas noticias eran parte del pasado, veo en la web de la Coordinadora Nacional de Radio lo siguiente:

Pobladores de la comunidad de Pichis Río Seco, compresión de Huarcatán en el distrito de Ayahuanco de la provincia de Huanta, denunciaron a través de Radio Amauta, la desaparición de cuatro personas y dos niños el pasado 14 de septiembre, tras una incursión militar a la zona.

Lucy Pichardo, una de los familiares de las personas desaparecidas acompañada por el teniente gobernador de la zona, llegaron hasta la provincia de Huanta para poner en conocimiento que el pasado 14 de septiembre fuerzas militares ingresaron en horas de la noche a la comunidad, con disparos al aire, presumiblemente en el marco de una operación antidrogas.

Luego del ingreso militar, llegaron dos helicópteros que procedieron a bombardear la zona, generando confusión y temor entre la población, donde muchos de ellos optaron por salir de la comunidad.

Las personas que fueron declaradas como desaparecidas, producto de esta operación fueron identificados como: Los hermanos Máximo y Jesús Pichardo Fernández, Félix Canchanya Limache y Rosa Chávez, quien estuvo acompañada de sus dos menores hijos Moisés y Fresalinda.

Hasta el cierre de esta información, las autoridades militares de la zona no confirmaron el hecho mucho menos la desmintieron, por lo que la zona norte de la provincia vive momentos tensos y de mucha incertidumbre.

Según reportó El Comercio, el Consejero Regional de Huanta Zacarías Morales confirmó los hechos y elevó el número de desaparecidos a once personas. Si ya la denuncia era bastante seria, el hecho de que una autoridad regional brinde mayores datos nos indica que algo bastante grave está ocurriendo en Huanta. Y claro, cualquier persona esperaría que las autoridades encargadas de dar información tengan 1. disposición de investigar el caso y 2. respetar a las personas que han denunciado estos hechos.

Pero claro, estamos en el gobierno del Dr. Alan García, cuyo Ministro de Defensa es el Dr. Ántero Flores – Araoz, muy dado a denominar como llamas y vicuñas a quienes no piensan como él. Y que frente a una denuncia sobre desapariciones, se despacha de la siguiente manera:

“Lo que tengo de información es la que me da el Comando Conjunto de las Fuerzas Armadas, que es el que comanda en toda esta zona las operaciones militares para recuperar Vizcatán. Esa es la información oficial que tengo, proporcionada la noche de ayer. Ninguna de estas personas han sido detenidas y cuando una de estas personas se les interviene y se las entrega de inmediato a la Policía”, refirió el titular del portafolio de Defensa.

A ver Ántero, si repasamos historia del conflicto armado interno, había algo que se llamaba patrones de violaciones de los derechos humanos y una de las conductas más frecuentes era la desaparición, en la que llevaban al detenido a cualquier lugar menos a la Comisaria. Descartar de plano el asunto no es la voz y menos aún, que declares cosas como estas:

Esta es una operación psicosocial para detener la toma de Vizcatán. Esta es la impresión que me da. Es el último refugio de Sendero Luminoso. Son socios con el narcotráfico. Lógicamente cuando interrumpes esa cadena comienza a bajar el precio de la droga. Y gente que está en esa zona, que su forma de subsistencia es por la coca, lógicamente empieza a protestar. El Estado no puede permitir eso”, consideró.

Señor Ministro de Defensa, ¿no existe algo que se llama investigación? Digo, en un país donde el número de desaparecidos durante 20 años fue bastante elevado – y justamente, en la zona donde se ha registrado el hecho -, lo mínimo que se le pediría es que ordene una investigación y no irse de plano por el lado de lo psicosocial. Además, el combate a la droga o una protesta de los campesinos cocaleros, ¿amerita que se lleven a familias enteras, incluyendo niños, a un lugar que hasta ahora no conocemos?

Pero como la locuacidad le gana, Flores – Araoz termina con esta pieza monumental de… (pónganle el calificativo ustedes):

“Son cómplices o complacientes con el narcoterrorismo. Pueden desaparecer por un tiempo, pero eso no significa que los hayan capturado ni las Fuerzas Armadas ni la Policía. Hay que verificar en el registro electoral si es que en verdad existen (los supuestos desaparecidos)”, puntualizó.

Me siento en los ochenta. Crisis económica internacional, Alan de Presidente, denuncias por desapariciones y Ministros negando que éstas existan. No hay duda, como los Borbones de Francia cuando regresaron al poder, parece que no hemos aprendido nada.

9 thoughts on “DESAPARICIONES EN AYACUCHO, OTRA VEZ

  1. De acuerdo.

    Ésta es una denuncia gravísima, tal vez la más importante de los últimos años en materia de derechos humanos. Y en tal sentido se requiere una profunda investigación.

    El señor Flores Araoz ya no sorprende, sus respuestas reaccionarias, típicas de la derecha más cavernaria y autoritaria son una muestra más de la calidad de gente que nos gobierna.

    Una vergüenza más, una pena más que lamentar.

    Me gusta

  2. El racista Antero Flores Araoz es la expresión visible de una clase decadente que es ajena y vive a espaldas del país real.

    Con declaraciones como la de este cerdo:

    ” Pueden desaparecer por un tiempo, pero eso no significa que los hayan capturado ni las Fuerzas Armadas ni la Policía. Hay que verificar en el registro electoral si es que en verdad existen (los supuestos desaparecidos)”, puntualizó.

    El resurgimiento del Terror está a la vuelta de la esquina. Nada han aprendido, nada han olvidado.

    Me gusta

  3. La caverna en su máxima expresión, menospreciando vidas humanas y campesinos pobres sin voz y con voto por conquistar, sólo una temporada cada cinco años. Lo sucedido con los desaparecidos y lo dicho por nuestras autoridades, anuncia una nueva ofensiva del fascismo cívico militar, para alegría de Keiko, Aldito, Alcorta, rey rey y demás…
    debemos exigir las investigaciones del caso y la pronta aparición de los campesinos…

    Me gusta

  4. Pero y nosotros no hemos aprendido? Hay que exigir que se hagan las investigaciones del caso, esta vez no les sera facil hacer todo lo que hicieron sin que la sociedad civil se levante. Se tiene que presionar para que no vuelva la epoca de la violencia. Y la prensa donde esta? no hay mas noticias desde los pueblos de alla?

    Me gusta

  5. Que tristeza y dolor causa no haber aprendido del pasado. Y hasta escuchamos con alivio, el nunca mas. Lo irónico es que hasta le han buscado los nombres en el Reniec de estos “desaparecidos” y dicen no existen, sabiendo que el Perú y en muchas zonas apartadas del país vive gente indocumentada, todavia. Parecen noticias de la decada del setenta, ochenta, donde la operación condor significaba matar 20 inocentes sean niños ancianos o mujeres, para encontrar un culpable. Pero la culpa no es del chancho, sino, de quien lo alimenta. No hay que olvidarse.

    Me gusta

  6. Pero por que nos sorprendemos tanto !!!!!!!

    Si nosotros mismos pusimos al causante de tanto desatres, nosotros somos los culpables de haber elegido a un cerdo como Alan nuevamente, si en su periodo se origino y llego al mas alto nivel de violaciones de Derechos

    Ahora se quejan

    Me gusta

Añdir un comentario a Giulio Cancelar respuesta

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Cambiar )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Cambiar )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Cambiar )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Cambiar )

Connecting to %s