LAS NOCHES DE LOS CUCHILLOS LARGOS

No es una razzia nazi, es la pelea por presidir el Congreso

Llegamos a Julio. Mes de circos, tanto en la calle como en Palacio. Mes de corsos, tanto el de Wong como el de currículos. Y, sobre todo, mes de cambios anunciados en el Congreso. Veamos como van las cosas, a inicios de julio.

Mercedes Cabanillas no postulará a la reelección. Ya lo había anunciado hace unas semanas, pero ya la Célula Parlamentaria Aprista lo ha hecho oficial. Las conjeturas llueven sobre ella: desde la jugada política certera para tentar algo mayor (¿Presidencia del Consejo de Ministros? ¿Candidatura presidencial?) hasta las peleas internas por el caso Tula Benites (la Presidenta del Congreso la acusó constitucionalmente, en contra del cierrafilas de los compañeros) y por la elección de los magistrados del Tribunal Constitucional, lio en que terminó magullada. Lo cierto es que su posición en el esquema de gobierno podría estar entre el liderazgo de la bancada aprista – para apoyar a Mauricio Mulder en esa tarea – y una cartera ministerial de peso.

El más voceado para ser el candidato aprista es Luis Gonzáles Posada. Juega a su favor su experiencia política – ha sido Ministro de Justicia además de congresista – y el hecho que es provinciano (es parlamentario por Ica). En su contra, juega el hecho de que es percibido como un hombre de la “línea dura” del partido y su poco carisma incluso entre sus colegas congresistas. Quizás por eso, en las últimas horas, Javier Velásquez Quesquén siguió impulsando la reelección de Cabanillas hasta que, ayer, finalmente, la actual Presidenta del Congreso depuso su postulación de manera definitiva.

En el APRA las cosas aun no están del todo definidas. Y es que la candidatura de Gonzáles Posada, con los obstáculos antes mencionados, daría grandes posibilidades a la oposición de lograr la Presidencia del Congreso. Tampoco es que el APRA tenga mucho de donde escoger: con un Velásquez Quesquén semi chamuscado por las fotos en Sao Paulo, un César Zumaeta con perfil bastante bajo, un Mulder que no cree en la concertación y Aurelio Pastor totalmente incinerado con la elección del Tribunal Constitucional, eran pocas las opciones que se tenían. Ahora, los apristas tendrán que ver con quien se alían para la nueva Mesa Directiva.

Los únicos aliados casi fijos con los que cuenta el APRA están en el Fujimorismo. Aunque ya anticiparon que querían ver a Keiko en la Mesa Directiva, la cosa se les complicó por el estado de descomposición final en que parecen haber entrado luego de la postulación de su lider al Senado japonés y en el que las discrepancias están a la orden del día. El estado de gravidez de la hija del Chino también la mantendría fuera de la política activa, por lo menos, durante este año. Ello les ha llevado, finalmente, a deponer cualquier aspiración y a buscar a que carro subirse. Por lo pronto, parece que solo al aprista, pues los nacionalistas y Alianza Parlamentaria les han cerrado totalmente las puertas.

La oposición intenta agruparse para una mesa multipartidaria, pero las dudas están en quien encabeza la fórmula. UPP no sabe si irse con el APRA o auparse al carro opositor, ello refleja la existencia de dos bandos claros dentro de dicha agupación. Los Nacionalistas no encabezarán la lista, a cambio de que el perfil opositor de la nueva Mesa sea más marcado. Ayer, Daniel Abugattas anticipó que ven con simpatías a Alberto Andrade, el propuesto por Alianza Parlamentaria para encabezar la fórmula. Esto complica las aspiraciones del candidato de Unidad Nacional, Javier Bedoya de Vivanco, quien, a su vez, tampoco descarta el coqueteo con el APRA. Es decir, la oposición está tan o más confundida que el gobierno para presentar una fórmula de consenso. Con ello, tendríamos la elección para la Presidencia del Congreso más peleada de los últimos años.

Lo claro, al margen de estas disputas, es entender para que sirve la Presidencia del Congreso. Tiene a su cargo la conducción de debates – manejo de tiempos e intervenciones -, todo el manejo administrativo tiene su visado final y maneja como se dispone la prensa institucional del Congreso de la República. Eso no es poca cosa. Pero en el tema político, sin embargo, son los voceros quienes tienen la última palabra, aunque tiene la potestad de establecer la agenda cuando no hay acuerdos.

Veremos que es lo que pasa.

Una respuesta a “LAS NOCHES DE LOS CUCHILLOS LARGOS

  1. Es una verdadera falta de verguenza que el APRA pretendiera re-elegir a Cabanillas y ahora pretenda elegir a otro APRISTA como presidente del Congreso. En este año se ha visto toda la inmundicia que hay en el Congreso.Trabajadores fantasmas (de los cuales solo hemos visto un boton). Laptops robadas, la fotos robadas de la computadora de Torres Caro, chuponeos nunca investigados, la corrupta eleccion del TC acelarada por Cabanillas, los vinculos de su ex-Oficial Mayor con Lopez Meneses, ex-asesores relacionados con la mafia negados pero todos sacados de la oscuridad por ella.Ahora que se trata de escoger a una persona que sea capaz de limpiar todo esa mugre, con capacidad administrativa demostrada y con honestidad comprobada por el bien del pais. El unico que cumple con esos requisitos por supuesto es Alberto Andrade pero es muy dificil que salga porque como se sabe los buenos no son seleccionados, ahi tenemos el ejemplo de la elecccion del TC, el APRA quiere otro mugriento y prefiriria ver a Keiko en ese puesto que a un hombre limpio, porque de verdad el PARA no quiere la transparencia, la limpieza, la honestidad.Ojala me equivoque y salga electo Alberto Andrade, por el bien del pais.

    Me gusta

Agregar un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s